Me tomo una caña y veo a Cleopatra en las pirámides… ¿de Luxor?

Con este título alguno pensará que la cerveza sería de alta graduación, o que no era caña, o que quizás las birras fueron más de una realmente. Pues no, pero es que esto de escribir un blog me ha llevado a tener el móvil preparado para hacer una foto histórica en cualquier momento. Y esta vez pensé ingenuamente: sólo me tomo una caña, y la consecuencia fue, en efecto, que acabé viendo a Cleopatra en las pirámides de Gizeh, lo cual en sí no es raro ni imposible, pero sí me da pie a disfrutar de los desmanes históricos que me rodean. Yo a lo mío.

luxor

De nuevo provocado por una máquina tragaperras, aunque la provocación no me costase dinero. Sólo el tiempo que llevo escribiendo este post. Creo que las imágenes y los textos de esta máquina tragaperras se ven claras en la foto: una mujer egipcia, que con ese pelo recuerda a Elizabeth Taylor en Cleopatra y con el bikini a una modelo de pasarela, las pirámides de Gizeh, el Nilo con un barquito y una palabra: Luxor.

A ver por dónde empiezo. Las pirámides no están en Luxor (antigua Tebas), sino en Gizeh. Luxor es famoso por el Valle de los Reyes, donde se encuentran las tumbas de algunos de los faraones más famosos (como Tutankamón), y además por sus espectaculares templos de Luxor y Karnak. No obstante, los templos de Luxor y Karnak datan del Imperio Nuevo (si mis fuentes no son erróneas de los reinados de Amenofis III y Ramsés II, hacia los siglos XIV y XIII a.d.C.). Aunque mis fuentes fueran erróneas, lo que puedo decir con seguridad es que las pirámides de Gizeh –situadas junto a El Cairo, es decir, a unos 700 km de Luxor- comenzaron a construirse en el reinado del rey Keops, es decir, en el siglo XXVI a. d. C. o sea, unos 1.000 años antes que los templos de Luxor y Karnak.

No sé si se me ha seguido. La maquinita de marras mezcla churras y merinas: Gizeh (junto a El Cairo), y Luxor, a 700 km. al sur; el Antiguo Imperio egipcio, con el Imperio Nuevo, con una diferencia de 1.000 años entre ambos. Por si fuera poco, nos ponen una señora casi en cueros –oye, que parece obligado ponerlas en porretas en las máquinas tragaperras- que se parece por el pelo a la Cleopatra encarnada por Elizabeth Taylor, aunque no a la Cleopatra real, que era de origen griego y vivió en el siglo I a.d. C.

Entre moneda y moneda, avance y avance, tiramos 2.500 años de Historia Antigua a la basura, metiendo elementos anacrónicos en la coctelera y pulsando luego la tecla luminosa: start. Seguro que la cerveza debía de tener alta graduación, porque si no, no entiendo la macedonia que se han montado con cuatro tópicos facilones. Al menos esa imagen del Nilo con los barcos, las palmeras en primer plano y el desierto detrás, me recuerda el maravilloso crucero que hice por sus aguas hace algunos años, y que hoy parece complicado poder volver a repetir.

Que me pongan otra cerveza, a ver si en un segundo análisis lo entiendo mejor.

Acerca de imugueta

Soy profesor de Historia Medieval en la Universidad Pública de Navarra. http://www.unavarra.es/pdi?uid=2159
Esta entrada fue publicada en Historia Antigua y etiquetada , , , , . Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Me tomo una caña y veo a Cleopatra en las pirámides… ¿de Luxor?

  1. Pascual Tamburri dijo:

    Cerveza egipcia, obviamente 🙂

    ________________________________

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s